Los investigadores encontraron que el ciclismo produce niveles mucho más altos de la hormona metabólica FGF21 que el entrenamiento con pesas

Por que el cardio es mejor para tu metabolismo que el entrenamiento de fuerza
Por que el cardio es mejor para tu metabolismo que el entrenamiento de fuerza

Cuando se trata del mundo del ejercicio, ningún debate es tan controvertido como el entrenamiento cardiovascular o de fuerza.

Mientras que algunos entusiastas del ejercicio soportarán con alegría caminatas largas de una hora en la cinta de correr, otros darán la espalda a cualquier cosa cardiovascular, eligiendo en su lugar pasar su tiempo de entrenamiento levantando pesas pesadas y “poniendo su bomba”.

En cuanto a qué forma de entrenamiento es superior, no hay un ganador claro, ya que esto depende en gran medida de sus objetivos de estado físico y sus preferencias básicas.

Sin embargo, a pesar de las afirmaciones de que el entrenamiento de fuerza quema más calorías que su contraparte cardiovascular, un nuevo estudio ha revelado que el entrenamiento cardiovascular puede ofrecer más beneficios en términos de metabolismo.

Investigadores de la Universidad de Copenhague examinaron las diferencias entre los niveles de producción hormonal después de que un grupo de participantes completara tanto el entrenamiento de fuerza como los programas de entrenamiento con pesas para ver cómo se comparaban.

Publicado en el Journal of Clinical Investigation Insight, el estudio involucró a 10 hombres jóvenes sanos que se dividieron en dos grupos, completando el entrenamiento de fuerza o peso una vez a la semana.

Leer ahora >  La verdad sobre el cardio: ¿es necesario?

Los que realizaban el entrenamiento de fuerza hicieron un programa basado en el peso, que constaba de cinco ejercicios, cada uno de los cuales tuvo que repetirse 10 veces, diseñados para trabajar con cada grupo muscular principal, como el tórax y el bíceps, tríceps y cuádriceps.

Después de completar los entrenamientos, que duraron 60 minutos cada uno, se tomaron muestras de sangre durante un período de cuatro horas para medir los niveles de ácido láctico, hiel, azúcar en sangre y diferentes niveles de hormonas en el cuerpo de los participantes.

El análisis mostró que aquellos que habían estado en bicicleta experimentaron un aumento significativo en la producción de hormonas FGF21, que tiene muchos efectos positivos en su metabolismo, el proceso por el cual nuestro cuerpo convierte los alimentos en energía.

Aumentar la tasa metabólica de uno puede ser beneficioso porque cuanto mayor sea su metabolismo, más calorías quemará en reposo, lo que puede ayudar a promover la pérdida de peso.

Aquellos que entrenaron en la bicicleta de ejercicios tuvieron un aumento de tres veces en la producción de FGF21 en comparación con aquellos que hicieron entrenamiento de fuerza, que no experimentaron ningún cambio particular en la producción de esas hormonas en particular.

“Por supuesto, es muy emocionante para nosotros los investigadores ver cómo las diferentes formas de actividad física realmente afectan el cuerpo de manera diferente”, comenta el coautor Christoffer Clemmensen, profesor asociado de la Fundación Novo Nordisk para la Investigación Metabólica Básica.

Leer ahora >  Fitness con Wii Fit: lo mejor y lo peor

“Conocimos los efectos de varias formas de entrenamiento sobre hormonas más conocidas como la adrenalina y la insulina durante mucho tiempo, pero el hecho de que el entrenamiento de fuerza y ​​el ejercicio cardiovascular afecten de diferente manera a las hormonas FGF es algo nuevo para nosotros”, agregó.

Clemmensen explicó que los resultados podrían ser significativos en relación con la investigación en curso sobre el potencial de FGF21 para ser utilizado como un medicamento para combatir la diabetes, la obesidad y otros trastornos metabólicos.

“El hecho de que podamos aumentar nuestra producción a través del entrenamiento es interesante”, concluyó.